Hace unos días, la euforia se apoderó de las calles de Varanasi. Niños y mayores le dan la bienvenida a la primavera con uno de los festivales más vistosos y coloridos de India: Holi.

Durante 4 días, al grito de “Happy Holi” te conviertes en el blanco perfecto para llenarte de color. Una batalla de agua coloreada que no deja libre ninguna parte del cuerpo. Las calles se llenan de gente bebiendo y bailando. Hacen hogueras con muebles y maderas antiguas para dar paso a una nueva etapa, más próspera.

El festival coincidió con el final del curso lo que supuso una liberación de energía por parte de nuestros niños. Desde primeras horas ya venían a las actividades con restos de colores en la cara.

Los voluntarios no quisimos perdernos la batalla de color y nos adentramos en las calles de Dashswamedh para disfrutarlo.

Vuelta a las clases


La próxima semana empezarán el nuevo curso escolar, mientras tanto disfrutan de un merecido descanso. Queremos haceros partícipes de los satisfechos y orgullosos que estamos por el resultado de las notas. El pasado lunes nos dieron los boletines y todos han aprobado con buenas calificaciones y pasan de curso. Los primeros beneficiarios de Semilla empezarán segundo de primaria. ¡Cómo pasa el tiempo!

Celebración


No me gustaría acabar este blog sin felicitar a Seema por su reciente boda. El equipo de Semilla para el Cambio y su contraparte local Seed for Change, estuvimos ese día tan especial a su lado. ¡Estaba feliz y tan guapa!