Nuevas instalaciones, nuevas ilusiones

Los primeros síntomas del verano llegan a Varanasi con un sol enorme y un perceptible aumento de las temperaturas y, además del calor, traen buenas noticias. Y es que después de una larga búsqueda y algunas negociaciones, Semilla para el Cambio puede anunciar que comenzará la estación en un nuevo centro, más amplio y con mejores instalaciones que el actual, y en el que continuará desarrollando sus actividades y programas.

El nuevo centro está ubicado a dos calles del edificio que la ONG tiene en estos momentos en Sigra, donde Semilla trabaja con las comunidades de recogedores de basura. El cambio de instalaciones resolverá los problemas de espacio en las aulas y facilitará el trabajo a las mujeres que participan en el proyecto de ‘Marina Silk’ ofreciéndoles mayor amplitud para la pintura y el secado de los pañuelos de seda. Asimismo el centro dispone de una nueva oficina para los coordinadores, una sala de consultas y de espera, una biblioteca y aulas para las mujeres en el proyecto de alfabetización.

Voluntarias y voluntarios en marcha
Semilla para el Cambio no sólo sigue creciendo en India, lo hace de forma paralela en España, donde reside el resto del equipo. Una gran familia que Clase de yoga en programada por Semilla para el Cambio en Barcelona.se extiende por toda la Península y que desde hace unos meses (octubre de 2013) cuenta con una nueva delegación de voluntariado en Barcelona, que con ilusión y ganas ha comenzado a trabajar y difundir la labor que la ONG realiza en Varanasi.

A comienzos de este mes, el equipo catalán participó en unas jornadas de puertas abiertas, junto con Open Eyes, para darse a conocer en la ciudad y disfrutar con los asistentes de una clase de yoga, la presentación de los libros de Nadia Ghulam, un taller de henna y ofrecer información sobre los próximos viajes a India.

La ilusión se contagia a otros puntos geográficos, como en Madrid, donde nuevos voluntarios se han unido al grupo. Además, el próximo día 22 de marzo en Vigo tendrá lugar un apasionante y divertido programa para sensibilizar a la población y compartir momentos que acerquen a ambos continentes un poco más mediante una clase de yoga, globlofexia para los peques, tatuajes de henna, así como la exposición “Dalits los oprimidos” sobre la situación de los intocables en India, una presentación de la ONG y la proyección del cortometraje ‘Ganga’, rodado en la Ciudad de luz (Varanasi).

«Yo de mayor quiero ser…»
Semilla pretende facilitar las herramientas para el cambio a niños y niñas sin recursos por medio de la educación. Actualmente la organización tiene más de 120 escolarizados y el equipo educativo trabaja en la mejGrupo de niños y niñas de Dashashwamedh.ora del actual programa y en la formación del profesorado.

La pasada semana, los estudiantes del centro de Dashashwamedh (cerca del Ganges) compartían su idea sobre qué es la educación y para qué sirve en un improvisado coloquio con su profesora Rumpa Paul. Durante este debate, niños y niñas explicaron cómo la educación que reciben en la escuela influye directamente en sus vidas y ahora pueden ayudar en sus padres a hacer las cuentas o atender a los clientes de la lavandería en inglés.

Entre las profesiones deseadas por los estudiantes están las de arquitecto, policía, doctora, ingeniero o maestra. Gracias a la educación que reciben, estas niñas y niños sueñan hoy con un futuro mejor.